Ciclo C

Moniciones para el Segundo Domingo del Tiempo de Cuaresma Ciclo C

Posted on Actualizado enn

Tiempo de Cuaresma – Ciclo C

II Domingo: Una experiencia de oración


Monición de entrada:

En nuestro camino de conversión cuaresmal, camino que nos lleva a la Pascua, nos reunimos domingo tras domingo para dejar penetrar en nuestro corazón la llamada de Dios y para recibir su fuerza en su cuerpo y su sangre. Abrámonos al Señor, Él va delante de nosotros. No nos cerremos ante su gracia. De pie, por favor, para entonar el canto de entrada para iniciar nuestra celebración eucarística.

Primera lectura: Génesis 15, 5-12.17-18 (Alianza de Dios con Abrahám)

Escucharemos, del libro de Génesis, la historia de Abraham, una historia caracterizada por la iniciativa de Dios, quien lo llama y le hace una serie de promesas. La más importante es una descendencia numerosa. La reacción de Abraham se resume en una palabra: CONFIANZA. Éste cree en la promesa de Dios, y por ello es considerado, en la tradición bíblica, como el padre en la fe.

Segunda lectura: Leer el resto de esta entrada »

Moniciones para el Miércoles de Ceniza Tiempo de Cuaresma Ciclo C

Posted on

Autor: P. Domingo Vásquez Morales | Fuente: Catholic.net

Tiempo de Cuaresma – Ciclo C

Moniciones para el Primer Domingo de Cuaresma- Ciclo C

Miércoles de Ceniza: En Camino hacia la Pascua

Monición de entrada:

Hoy la Iglesia inicia el Tiempo de Cuaresma, tiempo de gracia y compasión. La cuaresma es una invitación: a renovar nuestro compromiso Bautismal por medio de la oración, una oración que sea más profunda, a una penitencia comprometida, individual y comunitaria, al amor en solidaridad con los más necesitados. La imposición de la ceniza es llama a convertirnos, a creer en el Evangelio, a caminar hacia la Pascua y acompañar a Cristo en su camino de Cruz y Victoria pascual.

Primera lectura: Joel 2, 12-18 (Conviértanse al Señor, su Dios)

El profeta Joel nos presenta la cercanía del día del Señor. De ahí la importancia del llamado a la conversión. La conversión no debe ser sólo externa. No hay que rasgar (romper) las vestiduras, sino el corazón. Es un moviendo de retorno al Dios Creador y Salvador por medio de la oración, el ayuno y los actos de penitencia.

Segunda lectura: II Corintios 5, 20.6,2 (Ahora es tiempo de gracia y salvación)

El Apóstol Pablo se nos presenta en esta lectura como embajador de Cristo. El de Cristo es la reconciliación. Cristo entregó su vida por los pecadores. No podemos despreciar ese don. “Déjense reconciliar con Dios”. También nos recuerda que “Ahora es el tiempo de gracia”. Escuchemos a san Pablo hablándoles a los Corintios.

Tercera lectura: Mt 6, 1-6.18 (Limosna, oración y ayuno)

Las tres obras buenas de un buen judío eran: 1ra- La limosna, 2da- La oración y 3ra- El ayuno. El Evangelio de hoy trae el tema de la verdadera religiosidad, el nuevo espíritu que debe animar al cristiano. Cristo nos insiste en la INTERIORIDAD de espíritu cuando practicamos el ayuno, la oración y cuando damos limosna. Escuchemos la Buena Noticia de hoy, según san Mateo.

Oración Universal:

1. Por la Iglesia; para que, escuchando la palabra de Dios y perseverando en la oración, llegue a celebrar con sinceridad la Pascua, roguemos al Señor.

2. Por los que sufren hambre; para que nuestro ayuno de este día les procure el alimento necesario, roguemos al Señor.

3. Por los que viven sin fe; para que abran su corazón al don de la fe, roguemos al Señor.

4. Por nosotros que hemos recibido la ceniza; para que tomemos en serio la oración, la limosna y el ayuno, comprendiendo su sentido, y no echemos en saco roto la gracia de Dios, roguemos al Señor.

Exhortación Final

(Tomado de B. Caballero: La Palabra cada día, San Pablo, España, 1993, p. 93)

Señor, hoy nos recuerdas que somos pecadores,
invitándonos a la conversión radical de nuestras vidas.
Hoy nos dices: Conviértanse y crean el evangelio.
Es una consigna de liberación de todo lo que nos degrada.
He aquí la tarea de la cuaresma en camino hacia la pascua.

La ceniza es garantía de resurrección del hombre nuevo.
Queremos despojarnos de la hipocresía que nos corroe:
que sepamos buscarte y agradarte en lo secreto.

Queremos rehacer nuestra opción bautismal
para llegar a la noche de la vigilia pascual
como hombres y mujeres nuevos, renacidos de tu Espíritu.

Amén.

Moniciones para el Sexto Domingo del Tiempo Ordinario Ciclo C

Posted on

Autor: P. Domingo Vásquez Morales | Fuente: Catholic.net

Tiempo Ordinario Ciclo C

Sexto Domingo: Felicidad en clave paradójica

Monición de entrada:

Nuestra sociedad confía demasiado en las cosas materiales y en la comodidad. En nuestros tiempos las personas del mundo se esfuerzan por sacar a Dios, su presencia e influencia de la vida pública y la cultura. Se trata de quitarle el lugar a Dios y dárselo a la materia, a las cosas, al dinero. Los creyentes, hijos de esta sociedad, podemos caer en la tentación de dejarnos llevar por la corriente, y sacar a Dios del centro de nuestras vidas. Pongamos todos nuestros sentidos a esta celebración. De pie para recibir la procesión con el cántico de entrada.

Primera lectura: Jeremías 17, 5-8 (Bendito quien confía en el Señor)

Jeremías medita las máximas de los sabios de su pueblo Israel. Los jefes están confiados en su pacto con potencias humanas, pero fracasan por no apoyarse en la alianza con su Dios. El ser humano siempre tiene ante sí ese dilema: seguir el bien u obrar el mal. Es una tentación que hay que vencer. Confiar en las fuerzas humanas, solamente, está encaminado al fracaso. Escuchen atentos.

Segunda lectura: I Corintios 15, 12. 16-20 (Si Cristo no resucitó, vana es nuestra fe) Leer el resto de esta entrada »